Logo CNAE
Versión para imprimir Enviar a un amigo 3495 veces leída
CNAE participa en la campaña "Al volante, gente despierta"Vota:Valoración:1416 votos

CNAE respalda la iniciativa de la Federación Española del Café, para concienciar a los conductores de la importancia de evitar la somnolencia al volante y dar a conocer los efectos positivos del consumo responsable de cafeína en la capacidad de alerta.


Además de la Confederación Nacional de Autoescuelas participan en la campaña "Al volante, gente despierta" la Confederación Nacional del Transporte de Mercancías y la Federación Española de Hostelería y Restauración. Así, está previsto que los centros de formación para los transportistas de mercancías asociados a la CEMT repartan 15.000 folletos divulgativos y que los mensajes de la campaña también se incluyan en 150.000 manuales de circulación que CNAE distribuirá a las autoescuelas de toda España.

“Esta campaña nace con vocación de continuidad y esperamos que en los próximos meses se vayan sumando a la iniciativa más instituciones. El objetivo último es poder concienciar a los conductores de todos los colectivos”, ha explicado Juan Camín, presidente de la Federación Española del Café.

Pincha en la imagen para ampliarla


Algunos datos

Según varios estudios, la somnolencia está detrás del 15-30% de los accidentes de tráfico y sus efectos son tan peligrosos como los del alcohol: pesadez de ojos, zumbidos en los oídos, dificultad para mantener la vista en la carretera, etc. Los colectivos con mayor riesgo de sufrir un accidente por esta causa son los jóvenes de entre 18 y 29 años, los trabajadores a turnos, los conductores profesionales y los que sufren trastornos del sueño.

Conducir requiere estar alerta y atento a la carretera y, para ello, es fundamental haber dormido previamente lo suficiente. En adultos se considera que el tiempo adecuado de sueño es de 7-8 horas y en adolescentes incluso de 9-10. Sin embargo, muchos jóvenes no duermen lo suficiente y siguen conduciendo aunque se sientan somnolientos o no hayan descansado correctamente la noche anterior. Los cambios en el ritmo circadiano provocan alteraciones crónicas del descanso que reducen nuestra capacidad de alerta y de atención, afectando especialmente a los jóvenes, a los trabajadores por turnos y a las personas que tienen que conducir de noche, como los profesionales del transporte de mercancías. Además, hay dos franjas horarias en las que desciende significativamente el nivel de alerta coincidiendo con un descenso de la temperatura corporal: de 2 a 6 de la mañana y de 2 a 4 de la tarde. Por eso, conducir de madrugada o después del almuerzo puede incrementar el riesgo de sentir sueño al volante.

Según un estudio realizado en el 2000 por investigadores españoles, uno de cada treinta conductores tiene sueño cuando conduce, con lo que se multiplican las probabilidades de que sufra un accidente. Y es que, incluso cuando hemos descansado correctamente, la rutina de la carretera puede hacer descender nuestro nivel de atención, produciendo aburrimiento y somnolencia. Para evitarlo es fundamental parar a descansar en cuanto se detecten los primeros síntomas. Dar un paseo y tomar una taza de café son sencillos recursos que nos pueden ayudar a vencer la somnolencia y recuperar el nivel de activación de nuestro cerebro. Diferentes trabajos científicos han constatado que el consumo de café reduce la sensación de somnolencia al volante.


Efectos positivos del café en la conducción

Según la revisión bibliográfica Cafeína y rendimiento cognitivo, realizada por la Dra. Ana Adán, del departamento de Psiquiatría y Psicobiología Clínica de la Universidad de Barcelona, "el consumo responsable de cafeína es una estrategia eficaz para vencer la somnolencia al volante y mejorar nuestra capacidad de alerta. La cafeína reduce la sensación subjetiva de cansancio y somnolencia, mejora la atención visual y la concentración en la carretera y reduce el tiempo de reacción, mejorando la capacidad de toma de decisiones. Estos efectos de la cafeína en nuestro cerebro son mayores en estados deficitarios de activación. Por eso, cuando tenemos que conducir de noche, alterando nuestro ritmo circadiano, una taza de café puede compensar los déficits de rendimiento que se puedan producir".

Un reciente estudio realizado por investigadores de la Universidad de Utrech, demuestró que tras una pausa de 15 minutos y la ingesta de una taza de café (con 80 mg de cafeína), los conductores sintieron descender su percepción subjetiva de somnolencia y demostraron más control en la velocidad y los movimientos laterales del coche, reduciendo significativamente el zigzagueo y la desviación de la mediana.

Otro trabajo, realizado en condiciones reales de conducción nocturna en una autopista durante 200 km, concluyó que el 75% de los conductores que tomaron una taza de café con 200 mg de cafeína no cometieron errores (no cruzaron la línea mediana entre carriles), frente al 66% de los que durmieron una siesta de 30 minutos y el 13% de los que tomaron un café descafeinado.


Versión para imprimir Enviar a un amigo 3495 veces leída




















Síguenos en...
 
 

 





 

Encuesta
¿Es partidario de que los exámenes de conducir los haga una empresa privada?



Votar...
Ver resultados...

CNAE. Confederación Nacional de Autoescuelas.
Avda Juan Pablo II, 54
Pozuelo de Alarcón
28223 - (Madrid)
web@cnae.com
Tlf: 913520257
CNAE dgt puntos, recuperacion puntos, recuperar carnet: www.cnae.com/pagina.aspx